Vida sana

¿Qué es y cómo actúa el Resveratrol?

resveratrol, vino y uvas

Se encuentra en productos derivados como vino, mosto, y en otros alimentos como el maní y las nueces. Su suplementación permite mitigar el daño producido por los radicales libres, producto de la degeneración de la dopamina, aumentando la supervivencia celular.

En cuanto a su papel como sustancia ergogénica en el deporte, se ha demostrado que mejora la capacidad física, ya que aumenta la captación de glucosa por el músculo esquelético, incrementa la proliferación de las células precursoras con efectos positivos sobre la regeneración muscular tras lesiones, posee efecto antiinflamatorio, presenta una importante acción antioxidante y actúa de forma positiva sobre la vasodilatación a nivel muscular. Estas características, sumadas a los efectos encontrados en el extracto de uvas sobre la disminución de la oxidación de las LDL (lipoproteínas de baja densidad) y la agregación plaquetaria, hacen que esta sustancia tenga una influencia favorable sobre las enfermedades cardiovasculares. El Resveratrol funciona como un cardioprotector, previniendo el riesgo cardíaco.

Potencia los beneficios del entrenamiento, actuando contra la fatiga física y mejorando la perfomance a nivel energético y en recuperación post esfuerzo. Aumenta el rendimiento muscular, fundamentalmente por mejora del metabolismo mitocondrial y de la capacidad antioxidante de las células.

Paralelamente, el Resveratrol incrementa la resistencia frente a estímulos extenuantes y junto con el ejercicio físico aeróbico, ha demostrado ser eficaz en el retraso del deterioro físico inducido por la edad. Beneficia los músculos esqueléticos, como así también el músculo cardíaco, en fuerza, funciones y metabolismo oxidativo, con un efecto similar al que provoca un entrenamiento de resistencia (endurance).

La suplementación con Resveratrol en combinación con el ejercicio físico presenta más beneficios que el entrenamiento solo.

Esta excepcional molécula natural es bien absorbida, se metaboliza rápidamente, presentando a su vez una excelente tolerancia y no reportándose efectos adversos o de toxicidad.

Consideraciones finales

El cuerpo de un deportista y especialmente de un deportista de elite, puede decirse que dista mucho de una persona que no realizada actividad física o la realiza esporádicamente. Más allá de los cambios anatómicos que pueda desarrollar el deportista, a nivel celular existen una total diferencia en lo que se refiere a su capacidad metabólica, la cual sufre una aceleración de todos los procesos de generación de energía, empleo de nutrientes, acumulación de reservas, regeneración y daño celular.
Si bien el entrenamiento y el balance nutricional permiten optimizar este desempeño especial y lograr que el cuerpo del deportista responda ante la demanda física, pueden generarse sustancias resultantes de la aceleración del metabolismo que funcionen en detrimento de la salud. Las sustancias que definimos como radicales libres son saludables para el correcto funcionamiento del sistema inmunológico, no obstante, su generación incontrolada y más allá de los niveles admisibles es lo que ocasionará daños generalizados (en todas partes del cuerpo) en el deportista. Para evitar que esto suceda, el profesional de la salud deberá no sólo equilibrar la dieta en función de las necesidades alimentarias de nutrientes básicos (macro, micro y oligonutrientes), sino que deberá considerar fuentes de suplementación de antioxidantes, ya sea mediantes la elección de alimentos o suplementándolos externamente, según requerimiento para cada caso. Contamos en la naturaleza con cientos de alimentos fuentes de antioxidantes y en el mercado pueden encontrarse gran cantidad de productos que los contienen en una forma concentrada. Hemos comentado y desarrollado dos de los antioxidantes considerados más poderosos de la naturaleza, justificando ampliamente su utilización en el deporte.

Sobre los autores
Lic. Eric G. Strembel
Lic. Maira Orive
*Departamento científico
HG Laboratorios
www.spiruline.com.ar

About the Author

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *